Overlord – Max Hastings

La Esfera de los Libros publica uno de los grandes clásicos de la historiografía sobre la batalla de Normandía

Overlord

OverlordMax HastingsTapa dura. 584 pgs. La Esfera de los Libros.Comprar

El 6 de junio de 1944 es una de las fechas más conocidas de la Segunda Guerra Mundial. Marcó el inicio del desembarco (precedido de madrugada por un asalto aerotransportado) en Normandía de las tropas aliadas o, dicho de otro modo, de la Operación Overlord. Es una de las campañas militares más conocidas de la historia, tanto que ha inspirado grandes obras del cine, como Salvar al soldado Ryan, la televisión, como Hermanos de sangre y juegos como Call of Duty.

No es de extrañar, dado el interés que todavía suscita entre todo tipo de público la batalla de Normandía, de la que destaca poderosamente el desembarco, que sigan apareciendo nuevos libros y se reediten clásicos que todavía tienen mucho que aportar. El caso de Overlord, de Max Hastings, es una mezcla de ambos; es la primera vez, desde 1984, que en España podemos leer esta obra en español, en una edición de lujo de La Esfera de los Libros.

Como suele pasar con libros de historia que ya son algo antiguos cualquier lector puede tener la duda: ¿no habrá alguno nuevo que sea mejor? Pero la respuesta no siempre es afirmativa, y en este caso podemos decir sin temor a equivocarnos que Overlord sigue mereciendo mucho la pena. Porque fue un libro que en su momento desafió, con buenos argumentos, el relato asentado y un tanto mitificado de la campaña.

Y lo desafió de tal manera que el New York Times aseguró en 1984 que el libro «…impactará. Impactará a quienes consideran el desembarco en Normandía como un triunfo del heroísmo militar americano, británico y canadiense». Y lo cierto es que el Overlord de Hastings probablemente sorprenderá a más de uno a pesar de todo el tiempo que ha pasado. Y sorprenderá porque algunas de las ideas que desafía están todavía fuertemente asentadas entre amplios sectores del público.

Se puede decir que la tesis central de Overlord es que la batalla de Normandía tuvo muchas sombras a pesar de ser considerada un éxito. Cumplió sus objetivos pero, a pesar de hacer retroceder a la Wehrmacht, el coste en vidas y materiales fue altísimo, y la operación estuvo a punto de fracasar desde el comienzo. Contaban con más números que el enemigo pero fueron rechazados en numerosas ocasiones, siendo capaces los alemanes, por lo general, de retroceder con cierto orden e incluso construir nuevas defensas.

Hastings argumenta, a grandes rasgos, que en la mayoría de circunstancias en las que los Aliados se enfrentaron a la Wehrmacht en igualdad de condiciones, los alemanes solían prevalecer. Esto, más que traducirse en victorias para el bando de Hitler, lo hacía en ofensivas aliadas que no conseguían buena parte de sus objetivos a tiempo, y que cuando lo hacían, era a costa de enormes bajas. Es decir, fue la superioridad numérica y material de los Aliados lo que, en última instancia y tras dos meses de terribles combates, les otorgó el triunfo.

Todo esto no sólo está argumentado, Hastings también analiza el por qué. Para comprenderlo, recorre la Operación Overlord a todos los niveles y estudia ambos ejércitos. Nunca deja de vista la panorámica general de la campaña y consigue adentrarse en niveles divisionarios para que el lector obtenga todas las perspectivas posibles. Ofrece un repaso del origen de la operación y de lo que pensaban quienes la diseñaron, quiénes y por qué querían efectuarla cuanto antes, y quiénes se oponían y pensaban que todavía no estaban preparados.

Y es justo esa una de las claves para entender Overlord; el ejército Aliado todavía no era una maquinaria perfectamente engrasada, su tecnología no estaba a la altura en todas las circunstancias y su cadena de mando era en ocasiones excesivamente rígida. Mientras que la Wehrmacht era más flexible, más disciplinada y contaba con una tecnología que, en líneas generales, rendía mejor en combate. Esta realidad provocó que, a pesar de la superioridad numérica, los Aliados sufrieran enormes dificultades durante toda la campaña.

En resumidas cuentas, el bando Aliado consiguió hacer retroceder a una Wehrmacht que, a pesar de estar en horas bajas y con gran parte de sus fuerzas luchando contra la URSS, puso las cosas muy difíciles desde el comienzo. La maquinaria aliada logró explotar una brecha, pero no consiguió cerrar el cerco de Falaise y medio mes tras el fin de Overlord sufrió la catástrofe de Arnhem. Dos claros ejemplos de lo que señala Hastings a lo largo de Overlord.

Max Hastings recurre no sólo a numerosos documentos de archivo debidamente trabajados, sino a una amplia muestra de entrevistas que le permiten, como señalábamos antes, ofrecer una buena visión panorámica de la operación y bajar al barro siguiendo momentos concretos de ciertas divisiones. Es su sello y cualquier lector lo agradecerá, ya que consigue agilizar la lectura y profundizar lo suficiente en diferentes puntos de vista sin que la narración se resienta lo más mínimo. Conecta así a la perfección lo problemas a los que se enfrentaban los mandos a la hora de organizar la ofensiva con lo que suponían esas dificultades para el soldado raso.

Overlord es un libro fácil de leer, erudito y exhaustivo a la vez que perfectamente divulgativo, lo que lo hace apto para todo tipo de lectores. Y en este aspecto, la traducción de Hugo A. Cañete es un buen reflejo de la capacidad narrativa y comunicativa de Max Hastings, que reúne en su pluma lo mejor de la historia y el periodismo.

Como decíamos al principio, Overlord es una obra que tiene ya casi cuatro décadas a sus espaldas. Desde entonces han aparecido más estudios que analizan toda la campaña así como aspectos más concretos, pero el libro de Max Hastings no sólo abrió puertas y debates en torno a la batalla de Normandía en 1984, sino que sigue siendo totalmente recomendable en pleno 2021.

Max Hastings es uno de los historiadores militares más reconocidos de la actualidad. Su particular sello, en el que mezcla un exhaustivo trabajo de archivo y realiza numerosas entrevistas, le ha granjeado el reconocimiento y admiración de la crítica. Ha publicado obras como Se desataron todos los infiernos. Historia de la Segunda Guerra Mundial, 1914. El año de la catástrofe o Vietnam, una tragedia épica, 1945-1975, además de haber sido corresponsal de la BBC y dirigir The Daily Telepraph.

Publicado por

Graduado en Historia en Sevilla. Entré en esto para saber más de Grecia y Roma y acabé liándome con un tema de moriscos y rebeliones.

Síguelo en Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.